FOODOO

 

Bueno, debo decir en primer lugar que aunque no lo parezca, detesto llevar malas noticias para mis queridos seguidores y detesto encontrarme con sitios que son, permítanme la expresión, una soberana basura. No me gusta por dos razones: La primera, porque cuando uno sale a comer fuera de casa tiene una expectativa de que se lo va a pasar bien. La segunda es que detesto que aparte de comer basura, tengas que pagar la factura por ser un ser civilizado, parece que en este país pagar por basura es más común de lo que creemos, ahí lo dejo.

Cuando escribí mi primer post sobre Turqueta, le critique muchísimo lo precioso que era el lugar y lo horrible que fue la comida al principio cuando llevaban dos semanas abiertos. 

Aquí pasa al revés, Foodoo me fastidia porque es un sitio donde he ido exactamente tres veces. La primera vez me fascinó y me encantó, la calidad de los productos era buena, estaba bien presentado, buena limpieza en el local y un buen servicio, además el sitio precioso. Pedimos a carta debo decir.

La segunda vez fuimos a probar el menú del medio día. La sensación fue agridulce, algunos platos bien, otros mal… el sitio abarrotado de gente eso si, por el precio tan excelente de un menú a medio dia por 9,90€ en el centro de Valencia. Pensé que quizá el defecto de algunos platos fuese algo puntual y pensé,  ¿ qué hago? ¿ Publico ya sobre este sitio con las fotos y tal después de lo de hoy? es que la primera impresión fue buenísima, no sé. Decidí por ende que lo mejor sería ir una tercera vez al menú de medio día para ya tener una conclusión más clara, veraz y objetiva.

La tercera vez, una catástrofe. La peor. De hecho, me niego a publicar otras fotos que no sean las de mi última vez allí, con la carta incluida para que podáis entender de lo que estoy hablando.

Lo más gracioso de todo es que comentando con otras personas sobre la enorme caída de este local, coinciden conmigo en que es del todo cierto, al principio era genial pero desconocemos que les ha pasado para que ahora sea una horrenda basura.

Comiendo pues con la crítica:

  1. el servicio, llamarlo lento es quedarse corto. Si el restaurante por precio siempre lo llenáis aunque la gente este dispuesta a pagar “ su basura” creo que debería haber más personal cuando es evidente que con los camareros que tienen no cubren lo suficiente. Pedimos una botella de agua 4 veces, 4 veces no la trajeron, dos de esas veces se las sirvieron a la mesa de al lado que les dijeron que no habían pedido agua y en vez de hacernos caso mientras decíamos “ es nuestra” y/o preguntar “ ¿ es vuestra? la oligofrénica camarera se marchó obviando nuestra presencia y esencia.
  2. ¿Manteles? ¿place- mates? ¿ individuales? ¿ QUÉ ES ESO? no, no, te sirven a mesa de madera directa, quiero yo pensar que desinfectaron antes de comer yo. Los cubiertos por supuesto, no se cambian, porque eso solo es propio de restaurantes con algo de calidad.
  3. Manifiestas al servicio que tienes prisa, pues los 3 comensales habíamos ido a comer pero teníamos que volver a nuestros puestos de trabajo. Disponiamos de hora y media ( más que de sobra) especialmente porque los 3 estábamos cerca… pero, ¿les importa a ellos? o sea, es un restaurante ubicado en pleno centro financiero de Valencia, donde la gente que entre semana come allí son fundamentalmente empleados con un horario limitado pero al restaurante le importa nada.
  4. Pasemos ha hablar de la comida. Muy divertido. La crema inicial que veis en la foto, sosa. La ensalada, como bien indica en la carta es pollo confitado con salsa cesar. En la foto vemos, pechuga de pollo a la plancha.
  5. De los segundos, “ lomo de atún con cremoso de cebolla y chips de tubérculos” pone en la carta. El atún ya es salado, pues era HIPER SALADO la salsa teriyaki que llevaba por encima NO AYUDA. ¿ Ponía la carta algo de salsa teriyaki? no.
  6. “Entrecotte a la parrilla con patatas… salsa pimienta” dice la carta. Apreciase en la imagen un trozo de carne que a la parrilla seguro que fue hecho porque ESTABA SECO, por no hablar que el plato llego congelado a la mesa.
  7. Mi favorito, porque este lo pedí yo. “ Merluza a la plancha con ….y salsa holandesa” FAN. La salsa holandesa era caldo de algo que quería hacerse llamar salsa holandesa. Por lo menos las verduras “ al vapor” estaban… pero les faltaba vapor porque aun estaban duras y los lomos de merluza, sobra que hable de lo bien cortados que están.
  8. Postre, “ brownie de chocolate con nata” en este sitio aun no saben que el brownie no se sirve con dos dias de retraso, decir seco es decir poco.
  9. “Yogur con crumble de avellana”  El crumble que le da un nombre muy “chic” son cacahuetes normales sin sal triturados con algo de avellanas. Fin. En la foto se aprecia que todo basicamente es Yogur, por cierto, natural, no azucarado. Por eso lleva Crumble.
  10. “Panchineta de melocotón y crema pastelera” Ni lo naranja es melocotón, ni llevaba crema pastelera. 

Conclusión, no vuelvo a ir ni muerta y no entiendo a la gente que va, si cada vez es más porquería lo que sirven, con la cantidad de sitios que hay en Valencia que por lo menos no te roban el dinero, porque para nosotros eso es robar.

Pides la cuenta, te la traen en un segundo. Vaya, para cobrar fueron rápidos. Hay sitios mejores queridos amigos ¡ HUID DE ESTE SI PODEIS! 

Anuncios